Orígenes del Sui jutsu

El antiguo arte de la natación (Koshiki Suiei jutsu) se estudiaba en numerosos ryus. Su práctica como arte marcial (es decir, como arte de combate y supervivencia en el agua) fue desarrollada entre los siglos XII y XVI, y de forma muy especial durante el Sengoku Jidai o “Período de los Estados en Guerra” (1467-1615), destacando la figura precursora del clan Murakami, de la región del mar interior de Seto, entre las islas de Honshu y Shikoku. Este clan, cuyos ancestros habrían sido piratas, contaba con una gran experiencia en batallas navales, y podría haber constituido los pilares fundamentales de este arte y dando lugar más tarde, a la especialización de los diferentes sistemas de natación, el entrenamiento con armas y otras muchas habilidades en el medio acuático.
Posteriormente surgirían numerosas escuelas (Ryuha), cuyos iniciadores habrían sido en muchos casos antiguos miembros del clan Murakami.
Durante el período Edo (1600-1867 dC) prácticamente cada clan tenía su propio Koryu de Suieijutsu.
En el Kakuto Bugei, o grupo de artes marciales de combate del guerrero japonés, existían dos artes específicas relacionadas con la natación:

- Suieijutsu: técnicas de natación y de combate en el medio acuático. Este arte debía ser dominado por todo tipo de guerrero, desde el de clase más baja, el soldado de infantería (ashigaru), hasta la clase más alta de bushi, de forma que,
muy pronto fueron incluida esta especialización como una de las dieciocho habilidades (Bugei juhappan) que el samurai debía dominar dentro de la tradición marcial.

- Suibajutsu: técnicas de natación a caballo. Era un arte extremadamente especializado y sólo se enseñaba a los bushi de mayor rango.

 

 

La geografía nipona y, en este caso, los ríos, siempre habían constituido uno de los principales obstáculos en la marcha de los ejércitos. Así, una solución simple era que todo samurai tenía que saber nadar… En este sentido cabe pensar que a raíz de tal imposición, la preparación del samurai para progresar en el medio acuático debía ser bastante más exhaustiva que en épocas anteriores.

En el equipamiento habitual los guerreros japoneses llevaban siempre algún sistema de flotación, existiendo diferentes diseños de chalecos salvavidas, especialmente destinados a los menos fuertes y hábiles en estas prácticas. Uno de estos dispositivos era conocido como uki-bukuro, y consistía en un cinturón salvavidas con numerosos flotadores de material hinchable colocados uno al lado de otro, con uno más grande en el medio. Los samuráis a caballo lo transportaban atado a la silla o en la grupa, disponible para su utilización cuando era necesario cruzar un río o un lago. Decían que equilibraba el peso de la armadura sumergida. La descripción afirma que “una persona que sabía nadar bien llevaba el flotador en su cintura y quien no sabía nadar bien lo llevaba en el pecho”. El Geijutsu Hiden Zue, muestra a los ashigaru (guerreros de a pie, infantería) con dos tipos diferentes de ayudas a la flotación. Una consistía en dos piezas de madera atadas bajo las axilas sobre las que descansaban los brazos. En algunos casos eran suplementadas por una especie de bolsa a modo de flotador. Las armas de fuego eran portadas fuera del agua. Las armas de gran calibre se transportaban en balsas de madera, empujadas por los ashigaru a nado. El equipamiento estándar del ashigaru consistía en jingasa, cinturón, armadura okegawa-do, bolsas para la comida y flotador para cruzar ríos.

En consecuencia, el “arte del agua” se convertiría ya desde tiempos antiguos en un arte militar, puesto en práctica en tiempos de guerra. El principal objetivo de este arte era la formación de los samurais y de los marineros en la natación, para que fueran capaces de mantenerse a flote o realizar trabajos específicos en el agua durante tiempos prolongados. Se primaba en estos casos la resistencia a la velocidad, no siendo tan importante nadar a grandes velocidades como el cubrir grandes distancias (Enei).

Sin embargo, al igual que ocurrió con la mayor parte de tradiciones marciales, estas artes natatorias fueron perdiéndose a medida que prosperaban los tiempos de paz en Japón.
Durante el gobierno de los Tokugawa, surgen, pero sobre todo resurgen, numerosas escuelas (Ryu), a la par que proliferan cuantiosos estilos marciales, labrándose en este sentido la verdadera conciencia del Suijutsu. Los herederos de aquellas antiguas tradiciones casi perdidas retoman las técnicas y especializaciones diferentes para cada clan, ya que cada una de estas enseñanzas estaban adaptadas a las distintas condiciones geográficas y topográficas de sus territorios, y a las características del agua de sus propios dominios (costas y mar abierto, lagos, ciénagas y pantanos, ríos de montaña,aguas someras, aguas profundas, etc.).

En cierta conversación que mantuvo Tokugawa Ieyasu (1542-1616), fundador de la dinastía de los Tokugawa, con Todo Takatora, uno de sus más cercanos consejeros, le fueron formuladas las cosas más importantes que un monarca debía poner en práctica: el arte ecuestre y la natación. El propio Ieyasu ya había tenido en cuenta estos aspectos como necesidades básicas del guerrero, ya que en su juventud había practicado regularmente la natación en Okazaki. Cuando posteriormente se trasladó a la fortaleza de Edo (actual Tokio), continuó sus ejercicios de natación en el foso del castillo,
practicando incluso en los últimos años de su vida, cuando ya contaba con más de setenta años.

El objetivo en este arte no era meramente mantenerse a flote en una emergencia o incluso nadar largas distancias, sino hacer uso de armas, particularmente del arco y las flechas, mientras se avanzaba en el agua. Se establecieroN especializaciones particulares como por ejemplo la habilidad de nadar mientras se llevaba puesta una pesada armadura. Las técnicas de natación se fueron perfeccionando hasta el punto de mostrar una tremenda habilidad y desenvoltura en el medio acuático (algunos ejercicios incluían mantener un abanico entre los dedos de los pies mientras se atravesaba el agua, a nado o simplemente dejándose flotar).
A principios del período Meiji (a partir de 1867), el arte del llamado Suiei jutsu fue sustituido por una designación menos marcial, Oyogi jutsu.

Breve reseña de los principales Ryuha de Suiei jutsu

Aunque no existen grandes diferencias entre las distintas escuelas o ryus, ya se decía anteriormente que las condiciones geográficas fueron determinantes para la creación de distintas especializaciones o técnicas características de las mismas.
Por todo lo comentado hasta ahora, se desprende que, un conocimiento global de las técnicas de Suiton jutsu, abarcaría una infinidad de opciones, desde los sistemas de natación silenciosa, para infiltrarse en territorio enemigo o para evadirse, hasta los sistemas de natación rápida, con fuertes brazadas que permitieran al guerrero alcanzar en el menor tiempo posible la otra orilla y adoptar una posición ventajosa con respecto al enemigo. Pronto surgirían sistemas especializados como la natación con armaduras de gran peso, la utilización de armas, etc.

 

- Shinden ryu: se la considera como la escuela de Suijutsu más antigua de Japón. Los samurais de Ozu, fundaron este ryu desarrollando un sistema de maniobras a partir de las altas mareas y las rápidas corrientes de agua del interior de la región. El fortalecimiento de las piernas se consideraba esencial para este ryu, ya que los guerreros debían en ocasiones superar estas fuertes corrientes y remolinos e incluso combatir dentro del agua. Posiblemente también estuviera especializada en recorridos a nado a larga distancia. El hijo adoptivo del 7º Gran Maestro de esta escuela, Masatoshi Minoshima, transmitió sus conocimientos en 1787 al clan Matsuyama, quien los asumió dentro del arte de la guerra local. En su 10ª generación, Rokuro Uehara Saemon, un seguidor del clan Tsuyama, asumió el liderazgo de Shinden ryu, extendiendo la representación del ryu a tres regiones históricas al norte del mar interior de Seto (Ozu, Matsuyama y Tsuyama). En la actualidad existen varias líneas independientes en Tokyo, Okayama, Kurashiki, Hiroshima, Ozu y Tsuyama. Algunas formas características consistían en nadar atados de pies y manos (Sushoku garami). Otra práctica tradicional de esta escuela es el Ikada-Zumo, directamente relacionada con el combate naval en el que era muy
importante mantener el equilibrio en las embarcaciones. En esta práctica varios contendientes luchan sobre una plataforma a modo de balsa para mantenerse en pie sin caer al agua.

 

- Shinto ryu: se trata de otra escuela de natación de la zona más meridional de la isla principal de Kyushu. El estilo se remonta a una tradición de la familia Kuroda que sirvió al clan Shimazu en Satsuma. Esta escuela se habría iniciado hacia 1533, transmitiéndose hasta el momento actual de forma continuada a más de 18 generaciones. El Shinto ryu es por tanto uno de los pocos sistemas de natación que fue desarrollado en tiempos de guerra de la era Sengoku. Las principales técnicas de esta escuela contienen variaciones de braza y crol, además de métodos de descanso (Yasumi), flotando sobre la espalda.

- Koike ryu: por orden del shogun Tokugawa Hidetada, en 1619 las unidades navales fueron desplazadas a las provincias de Suruga (actual Shizuoka) y Kishu (actual Wakayama). Entre estas unidades se encontraba el guerrero Koike Shigeyuki,
fundador de esta escuela. Este ryu junto con Nojima ryu e Iwakura ryu fueron las tres grandes escuelas de Suijutsu de Kishu. Actualmente existen dos líneas independientes de esta escuela en las prefecturas de Wakayama y Shizuoka. Los
movimientos de braza con distintas formas de trabajo de pies, con fuertes movimientos permiten superar los rápidos y luchar contra los remolinos. Además el ryu cuenta con ocho variaciones en las formas de buceo.

- Suifu ryu: sistema guerrero tradicional de natación del clan Tokugawa de la región de Mito, fundado por Shimamura Masahiro en 1619, quien creó su propia colección de técnicas a partir de la experiencia en otros sistemas de Suijutsu. Sistemas característicos de esta escuela eran la natación lateral y el sistema de crol. Se especializó en las rápidas corrientes de Mito, mediante métodos especiales que permitían al nadador aprovechar el propio movimiento del agua.

- Kobori ryu tosuijutsu: sistema desarrollado en el siglo XVIII (hacia 1756, por Muraoka Idayu Masafumi) en Kyushu, al sur de Japón. No obstante, esta tradición se remonta al año 1633, al clan Hosokawa de la provincia de Higo, donde un guerrero llamado Kawai Hanbei Tomoaki, que procedía de Edo, enseñó esta escuela bajo, probablemente, un sentido guerrero clásico. Inicialmente los entrenamientos tuvieron lugar en el mar y en el río Shira Gawa. El Tosuijutsu estaba especializado en las corrientes rápidas de agua de la provincia de Higo y también en el mar abierto. Así existen técnicas especiales como Sokugeki, diseñada para nadar en aguas muy someras, o Taguri oyogi, diseñada para recorrer grandes distancias (Koga Sensei ha recorrido en alguna ocasión hasta 20 km). Otras formas son: Nukite oyogi (natación rápida), Uki oyogi (que recuerda a la natación sincronizada), Tachi oyogi shageki (natación vertical que permitía hacer uso de las manos para portar todo tipo de armas), etc. La parte superior del cuerpo sobresalía notablemente fuera del agua, de forma que mientras el guerrero nadaba podía utilizar armas (espadas – Sui Ken; tiro con arco - Sui kyu, tiro con mosquete – Sui jyu), transportar material, etc.

Nadar con armadura (Katchu Gozen Oyogi) no sólo fue una técnica vital para el combate en el agua, sino que con el paso del tiempo y el cese de las guerras, dio paso a una tradicional demostración ante la nobleza japonesa. Koga Tadao, es en la actualidad la 11ª generación de Kobori ryu Tosuijutsu

- Suito ryu: se trata de una escuela de Suiei jutsu originaria de la isla de Shikoku, y más exactamente de la provincia de Sanuki (actual Kagawa), por lo que también se designa con el antiguo término de Sanuki ryu. Los hombres del clan Matsudaira residían en la ciudad de Takamatsu, en esta región, y eran una rama de los Tokugawa. Sanuki era una provincia costera, bordeada al norte por el mar interior de Seto-Naikai, que separaba las islas principales de Honshu y Shikoku. En tiempos del Sengoku jidai (1477-1600) este área fue uno de los campos de acción de la piratería. Los habitantes de esta región tuvieron desde tiempos inmemoriales experiencia en la navegación militar, conociendo a la perfección los rigores y peligros del mar. Los comienzos de Suito ryu tuvieron lugar en 1642 cuando los hombres del clan Matsudaira aprendieron de Iamizumi Hachirouzaemon, al principio en el foso del castillo de Takamatsu. Esta escuela se propagó dentro del propio clan con gran dedicación a lo largo de generaciones. Aún hoy se puede ver en Takamatsu una puerta (Mitsu go mon) con un antiguo barco tomando tierra en la costa, donde los monarcas entrenaban regularmente. La natación a largas distancias es una de las peculiaridades de esta escuela, pero además cuenta con otras prácticas muy singulares como el salto desde una altura de 15 m en aguas de tan sólo 1 metro de profundidad.

 

- Iwakura ryu: se trata de otra escuela centrada en el combate en el agua. Se remonta a Iwakura Shigemasa, de Kumamoto (provincia de Higo). Este guerrero entró al servicio del clan de Kishu en 1649, trasladando los conocimientos de la escuela de natación desde su lugar natal a esta región. Su nieto creó en 1710 el Iwakura ryu, como un componente esencial en el arte de la guerra de Kishu. Son características de este ryu técnicas como por ejemplo Inatobi o “salto de la mula”, con la que el nadador podía saltar de una fuerte sacudida fuera del agua, o Suisha “rueda de agua”, en la que el nadador gira velozmente sobre su propio eje vertical. Algunas de estas formas tradicionales también se observan en otras escuelas como en Nojima ryu, la otra escuela de Suijutsu de los Tokugawa del clan de Kishu. En la actualidad la
escuela sobrevive en Wakayama.

- Nojima ryu: en 1669 el samurai Hyoe Shigekatsu, gracias a sus habilidades en el arte del agua, se le fue encomendada la tarea de diseñar un sistema de natación para los guerreros del clan Matsukaza, en la provincia de Kishu. Este samurai procedía de la isla de Kurahashi, en el mar de Seto (actual prefectura de Hiroshima), una región con experiencia en el arte de la natación y de la navegación desde tiempos inmemoriables. Al igual que otras muchas islas del mar de Seto, contenidas en las rutas marinas que atravesaban los canales Mekari y Onomichi, el arte del agua de Kurahashi estuvo probablemente muy influenciado en tiempos del Sengoku Jidai por la tradición del clan Murakami, cuyos hombres fueron considerados, con mucho, los mejores navegantes del país. El nombre de Nojima hace referencia a una de los
principales puertos de la flota del clan Murakami, el cual habría estado activo en la región de mismo nombre. Shigekatsu creó el Nojima ryu como una escuela específica para el clan de Kishu, otra de las ramas de los Tokugawa. Las especialidades de esta escuela contaban con saltos enérgicos sobre el agua (Inatobi), al igual que el Iwakura ryu, con fuertes movimientos de manos para poder asaltar embarcaciones o librarse de algas y plantas acuáticas en zonas pantanosas. También se emplean formas de natación vertical (Tachi oyogi) haciendo movimientos elípticos y alternos con las piernas). Las aplicaciones de esta técnica contienen, por ejemplo, la práctica de caligrafía en el agua (Suisho). En la actualidad esta escuela se encuentra encabezada por la 20ª generación.

- Mukai ryu: esta tradición se inicia con Mukai Masakazu Shogen, remontándose los primeros escritos a 1807. Se trata de una escuela de natación para mar abierto (Ofunate oyogi o natación para marineros), en la que se practica la natación a larga distancia, la natación en contra de las olas y la natación rápida para distancias más cortas. También se practica el arte del combate en el agua. El Shogunato Tokugawa de Edo (Tokyo) estableció este sistema para la instrucción de sus marinos. La tradición familiar de la familia Mukai sobrevive en la actualidad y su líder corresponde a la 13ª generación. Durante la Reforma Meiji, la escuela, al igual que ocurrió con otros Koryu, estuvo a punto de perderse. La natación tradicional se mantuvo entonces gracias a los esfuerzos de Sasanuma Ryusuke, de la casa Sakura, quien, poseedor de una licencia de Mukai ryu, revivió la tradición. Se practican formas muy diversas de natación, desde estilos bellos y suaves a formas fuertes contra vientos y oleaje. En la actualidad se ha convertido también en un sistema deportivo para su práctica saludable. Tiene seis brazadas básicas: tres formas de braza (Hira oyogi, Hira kaki y Nuki de), una forma lateral (Kata sashi) y dos formas verticales (Heisui y Moro nuki de). Se practican formas en las que se emplean abanicos con los dedos de los pies (Sensu morogaeshi – mae gamo/ushiro gamo), formas de lucha (Suichu watari no koto Maki otoshi), con estrangulaciones (Ushiro jime, Juji shime), entre otras muchas modalidades y formas.

- Yamauchi ryu o Yamanouchi ryu: se trata de una escuela bastante espectacular de la región de Usuki. Si bien existen precedentes en esta región sobre sistemas de natación a caballo (Sui bajutsu) en el siglo XVI, tal y como aparece en los escritos de las antiguas familias de los Otomo y posteriormente de los Inaba, esta escuela tuvo un origen bastante reciente. Fue creada en 1822 por Yamauchi Katsushige, alumno de Matsuyama de Shikoku, y aunque se podría suponer que es una escuela bastante moderna, este ryu contiene sin embargo una gran variedad de técnicas antiguas (Oyo oyogi ho), así como otras formas similares a Kobori ryu, como por ejemplo la natación vertical (Tate oyogi), con numerosas aplicaciones como por ejemplo el Kyu jutsu (tiro con arco en el agua), el Jingai jutsu o Hora gai (método de señalización comunicación con la “caracola”), que se utilizaba en otros tiempos para dar instrucciones durante los combates en el agua, o el Reiki, otra forma tradicional para comunicarse y dar las órdenes en las batallas en el agua, ondeando grandes insignias.

El Obata okiwatari es la técnica que hizo más famosa a Yamauchi ryu. En esta práctica, los nadadores llevan mástiles de varios metros de longitud con grandes estandartes fuera del agua. Esta tradición se remonta a cuando los distintos clanes presentaban sus insignias y estandartes en las batallas. Como la escuela fue creada en tiempos más actuales (teóricamente postbélicos), se sugiere que se trata de una escuela basada en otras más antiguas en la que se ha querido mantener la tradición mediante ejercicios de habilidad y táctica. En el curso de la Restauración Meiji (desde 1867) la escuela casi cayó en el olvido, y gracias a los esfuerzos de antiguos alumnos, logró levantarse de nuevo en 1892.

- Kwankai ryu: su fundador habría sido un samurai errante (ronin) llamado Taro Akira, que procedía de la provincia de Kishu (actual prefectura de Wakayama). Su padre era médico y aunque él debería haber seguido la tradición familiar, desde muy joven se vio atraido por el camino del guerrero. Así aprendió las técnicas de natación de muchas escuelas y de otras provincias, creando posteriormente su estilo propio. Los miembros de mayor rango del clan Tsu, en la provincia de Ise aprendieron este sistema hacia 1852, y durante el período Meiji (hacia 1878) este método se enseñaba, al menos inicialmente, a miembros de la aristocracia. En este tiempo se cambió la antigua designación guerrera de Suijutsu (arte del agua) por una connotación menos marcial, Oyogi jutsu (arte de la natación), como un método moderno de entrenamiento físico. En 1912 se transmitió incluso a la armada imperial, como sistema educativo para los marinos, y la escuela se extendió por todo Japón. Esta escuela, especializada en técnicas en mar abierto, protegió en primer lugar la vida de los guerreros marinos del clan Tsu, quienes patrullaban la línea costera de la provincia. Es característico del ryu la natación a largas distancias en grandes grupos. La preparación en este ryu debía permitir a los guerreros llegar a la costa o a la otra orilla sin angustia y con fuerzas, listos para entrar seguidamente en combate. En este sentido era muy práctica la especialización en el método tradicional de braza (Hira oyogi). En ocasiones especiales el Kwankai ryu mostraba técnicas de natación con armadura o con otras vestimentas tradicionales.

- Suifu ryu Ota ha: la línea Ota es una rama independiente de Suifu ryu de la provincia de Mito, la cual fue iniciada por un seguidor llamado Ota Sutezo (1825-1892) en Tokyo. Esta persona compiló la mayor parte de los estilos de natación tradicionales en un libro titulado “Nihon Sueijutsu”. Creó esta escuela en 1878, estando en la actualidad vigente la 8ª generación. Este método habría desarrollado y mejorado la escuela madre (Suifu ryu), creándose específicamente para miembros de las unidades navales. Esta conexión con las fuerzas armadas japonesas hizo que la escuela se extendiera rápidamente por todo Japón, a diferencia de otros Ryuha que permanecían herméticos en el seno de un clan o una región. Algunas de las formas características de esta escuela es la doble brazada para atravesar grandes olas (Moro Nukite), el braceo lateral para atravesar zonas de corrientes (Kata Nukite/Hitow/Noshi), tiro con arco desde el agua (Suikyu Reisha), etc.

- Shimamura ryu: escuela que sobresalió por su estudio más científico sobre diversos aspectos del medio acuático. Así estudiaba la influencia del peso dentro del agua con objeto de ser más eficaz en las batallas. Para ello establecía comparaciones entre los distintos metales en relación al agua, el peso de las armas, armaduras, metales preciosos, etc.

- Otras escuelas tradicionales son: Kobu ryu, Takeda ryu, Usuki ryu, Sasanuma ryu, Suishin ryu, etc.

A pesar del inmenso número de Koryu de Suieijutsu existentes en épocas pasadas, en la actualidad apenas sobreviven una docena de estas escuelas (Nihon Eiho), las cuales se encuentran integradas dentro de la Asociación Japonesa de escuelas históricas de natación (Nihon Suiei Renmei ).

 

Consideraciones básicas en las técnicas tradicionales

FLOTACIÓN.
Dentro del abanico técnico de los distintos Ryuha, se otorgó una especial importancia a las técnicas de flotación en el agua, de forma que los guerreros pudieran permanecer un tiempo prolongado en el agua o cubrir grandes distancias
(Enei). Para su desarrollo se estudiaron formas de descanso en el agua (Yasumi oyogi) o se practicaban actividades diversas tales como caligrafía en el agua (Ukimi sho, Suisho), el arte de presentación en el agua de la mesa o de la comida (Haizen oyogi, Haizen ukewatashi), el arte de servir el sake en el agua (Sakekomi oyogi), etc, que mostraban el elevado grado de dominio del medio acuático. Por otra parte una impecable técnica de flotación era requerida para el combate a mano desnuda en el agua (Tekiai), pero también para ejercitar en este medio el arte de la arquería (Suikyu), el arte de la esgrima (Suiken) o el arte de la mosquetería (Suijyu). Éste último requería una gran habilidad para transportar las armas de fuego, mantener la pólvora y la mecha especialmente secas e iniciar su ignición desde el agua.
Como ejemplo del dominio de esa capacidad de flotación en estas tradiciones existen algunas competiciones como la denominada “Shiju Kyogi”, en la que los participantes utilizan un método especial de vadeo de aguas (Rittai eiho), al tiempo que mantienen en sus manos una bola de cañón de unos 3,5 kg de peso cada una, debiéndose mantener a flote durante el mayor tiempo posible, moviéndose en círculo. El record de aguante está en 1 minuto 16,4 segundos.

EL COMBATE COMO FINALIDAD DEL ENTRENAMIENTO.
El estudio de las técnicas tradicionales de flotación y natación buscaba sin duda el aprendizaje de las formas más prácticas para las batallas libradas en un medio tan hostil como pudiera ser el mar o durante el vadeo de un curso de agua. Esto difiere en gran medida de las enseñanzas propias del Ninjutsu, cuya finalidad esencial en estas prácticas era pasar desapercibido (ocultación, infiltración o evasión).
El hecho de que los ejércitos eventualmente atravesaran masas de agua, con sus guerreros portando grandes banderas y estandartes representando a sus respectivos clanes, ha quedado materializado en algún tipo de exhibición anual japonesa. Así, los participantes de estos eventos utilizan mástiles de dos o más metros de altura mientras recorren a nado ciertas distancias. En otras ocasiones, como es el caso de Iwakura ryu, se rememoran aquellos hechos mediante el
despliegue de una comitiva en el agua, encabezada por nadadores portando grandes estandartes y seguida por un séquito de hombres armados con espadas largas y cortas, lanzas, armas de fuego, arcos, así como caracolas de combate, faroles, etc.
Para muchos de estos métodos de natación, el ritmo y la fuerza psicológica eran decisivos, por lo que algunas escuelas entrenaban incluso bajo el sonido de estruendosos tambores de guerra.
Distintos sistemas de vadeo se utilizaban en tramos de fuertes corrientes, intentando por una parte sorprender al enemigo mediante su acceso por las zonas más inesperadas, y por otra, para evitar grandes y penosos rodeos.
Los desplazamientos en el agua, siempre dependiendo de la profundidad, probablemente se realizaran de forma lateral (ofreciendo menor resistencia al agua), cruzando los pies (Yoko ashi, Yoko aruki).
Cuando la profundidad era mayor (a nivel del cuello o barbilla), el guerrero situaba todo su peso en su pierna izquierda y caminaba como si fuera a la pata coja utilizando el brazo izquierdo para equilibrarse, y la pierna derecha para estabilizarse.
La espada se mantenía sobre la cabeza (Daijodan katate), sin que se mojara para evitar que la acumulación de óxido impidiera inoportunamente en tierra firme el rápido desenfundado. De esta manera la pierna derecha podía balancearse hacia delante en cualquier momento y la espada podía cortar velozmente en sentido diagonal descendente (Naname giri).

MÉTODOS DE NATACIÓN

Existen muy diversas formas de natación dentro del budo tradicional, con dos finalidades distintas: pasar desapercibido o llegar cuanto antes a tierra firme. Lógicamente, la segunda es consecuencia del fracaso de la primera. Además el estudio de estos métodos implica la aplicación de técnicas específicas para las distintas situaciones que se pueden dar (corrientes, oleaje, aguas profundas, pantanosas, etc.).
En el Suiejutsu tradicional existen tres puntos principales que lo distinguen de la natación moderna:
1. Debe existir belleza y efectividad en la forma de nadar.
2. No existe competición de velocidad
3. Debes nadar rápido, pero nunca debes llegar cansado a la otra orilla.

Podemos resumir las distintas formas de natación en tres grandes grupos: natación silenciosa, natación rápida y otros métodos especiales de natación (natación operativa).

1. Natación silenciosa: es un sistema fundamental en la práctica del Ninjutsu, aunque practicado también en otros muchos Ryuha tradicionales. Su finalidad es obvia: pasar desapercibido.
a. Natación silenciosa básica (Hira oyogi): Esta forma consiste en desplazarse en el agua suavemente, a braza con todos los miembros bajo el agua, sin chapotear. La práctica de este ejercicio requiere un importante control de la respiración, pues el jadeo en situaciones de estrés, podría delatar al nadador. El agua golpea más o menos suavemente sobre la cabeza y los hombros del nadador, en función del oleaje o la corriente, confundiéndose el ruido producido con el propio del oleaje, turbulencias o con el del agua que golpea las rocas. Otro punto importante es el de mantener los ojos siempre sobre el agua para poder observar la orilla opuesta o poder controlar un objetivo concreto. La inmersión completa solamente se utilizaba en ocasiones especiales de espionaje.
b. Natación de espaldas (Seoyogi): sistema para descansar en el agua, transportar armas o equipos, o para observar lo que tenemos por encima de nosotros (al pasar bajo un puente, por ejemplo).
c. Natación vertical (Tachi oyogi): nos permite desplazarnos sin hacer ruido, pegados a una pared (por ejemplo en un foso o junto a una orilla escarpada), desplazándonos lateral o frontalmente.
d. Natación lateral (“braza marinera”):
i. Con dos manos
ii. Con una mano (nos permite mantener la otra mano fuera del agua para transportar armas.

2. Natación rápida: se trata de un estilo potente y enérgico, que pretende hacer que el nadador alcance cuanto antes tierra firme. Es, similar al estilo libre de la natación olímpica actual, pero con la gran diferencia de la acción de la cabeza, ya que ésta se mantiene en todo momento fuera del agua. De esta forma se mantiene la mente “viva” (Zanshin) y el control visual del entorno (Chakugan). Si el guerrero realizaba un movimiento rápido, aún con la idea de infiltrarse en territorio enemigo, llevaría la espada enfundada y atada a la espalda, siempre disponible para ser utilizada. Quizá el valor del katana era muy alto como para permitirse deteriorarlo en el agua, por lo que para las misiones acuáticas se solía utilizar una hoja recta (Chokuto) más económica y eficaz en este medio. La cabeza en cualquier caso podía mantenerse recta, o ir girando a derecha e izquierda (pero siempre fuera del agua). Esta última forma permitía bracear con más fuerza, evitando cerrar los ojos durante el braceo.

3. Métodos especiales de natación (natación operativa): hemos englobado en este apartado a algunos de los métodos para desenvolverse en el agua en situaciones especiales, como por ejemplo:
a. Nukite: muy parecido al sistema de crol occidental, pero la cabeza y el pecho se mantienen ligeramente sobre la superficie del agua, de forma que sea posible mantener un control sobre las cuatro direcciones, estando en predisposición ante un posible ataque. Este estilo fue ideado para que el bushi pudiera nadar con la espada y con la ropa sobre la cabeza, sin que se mojaran.
b. Noshi “estiramiento”: se diseñó este método para superar los rápidos. Se nada de lado, recostándose ligeramente sobre la espalda para reducir la presión del agua todo lo posible, mientras se bracea con brazos y se
mueven las piernas en la forma de braza de la natación moderna. El dominio de este método permite nadar lentamente contracorriente, sin cansarse. Esto era importante para el samurai pues si llegaba exhausto a la otra orilla no podría hacer frente a sus oponentes.
c. Sokugeki “batiendo piernas”. Se golpea la superficie del agua fuertemente con las rodillas flexionadas. Este método se practica para nadar en aguas someras de todo tipo.
d. Zenshin garami/ Te ashi garami/ Sushoku garami . Una de las formas más duras es la natación con las manos y pies atados con cuerdas. Su finalidad era siempre evasiva, por ejemplo huyendo a través del foso de una fortaleza. Existen múltiples posibilidades para la práctica de estas formas: manos atadas por delante o por detrás y pies libres o atados, nadando boca abajo o boca arriba, etc.

e. Se desarrollaron otras técnicas especiales como:

i. Teishin nuki oyogi: natación para afrontar fuertes vientos en contra o el fuerte oleaje en mar abierto. En estos casos se mantenía la cabeza en posición lateral durante el braceo.
ii. Inatobi: técnica propia de algunos ryu, que consistía en saltar fuera del agua con un fuerte impulso de piernas y brazos. Su aplicación práctica se encontraba en el asalto desde el agua a pequeñas embarcaciones, pero también en el caso de atravesar ciénagas o zonas pantanosas, en las que la proliferación de plantas acuáticas y algas suponían un gran obstáculo y un grave riesgo para cualquier intrépido que se adentrara en ellas a nado.
iii. Saka tobi: algunas escuelas como Suishin Ryu se especializaron en en saltar desde lugares elevados (entre 15 -18 m) a aguas con profundidad inferior a 1 m.
iv. Katchu gozen oyogi: en algunas escuelas como en Kobori ryu Tosuijutsu, se practicaba la natación con armadura. Esta forma merece una dedicación especial que se detalla a continuación.

4. Natación con armadura
Esta forma de natación denominada en algunos ryu (Kobori ryu Tosuijutsu) como Katchu gozen oyogi, tenía por objeto evitar al guerrero de desembarazarse de su armadura en momentos cruciales y de gran vulnerabilidad, como podía ocurrir cuando el transcurso de una batalla obligaba a atravesar corrientes de agua o se establecían combates en escenarios acuáticos (marítimos o continentales). Una de las formas más habituales de enseñanza debió ser el vadeo de las masas de agua en las que se llegaba a hacer pie, con objeto de hacer un uso eficiente de las armas en un medio tan hostil como el acuático. La natación con armadura permitió al guerrero estar protegido en todo momento y en principio se diseñó para el mar. Se utilizaban armaduras ligeras (12 kg en Kobori ryu) y reducidas a una protección elemental, con objeto de poder sobrevivir en mar abierto. Los samurais al servicio de las embarcaciones de guerra (bune) iban armados siempre con peto (Do) y casco (Kabuto). El resto de componentes de la armadura, tales como la máscara (Menpo), la protección de los hombros (Sode) o las protecciones de las piernas (Suneate) normalmente no las llevaban puestas, dando a los guerreros una mayor libertad de acción en un medio tan poco estable como eran las embarcaciones, afrontando de mejor forma los abordajes6 de las embarcaciones enemigas y facilitándoles la flotabilidad en caso de que las embarcaciones se hundieran o cayeran al agua. Los samurais de clase más baja llevaban una protección corporal aún
más ligera, fabricada en bambú. Posteriormente, se introdujeron los métodos de natación con armadura en aguas
continentales, permitiendo afrontar con mejor maña y menor esfuerzo las corrientes y masas de agua, si bien, este arte tuvo su mayor significación desde el punto de vista marítimo.

 

Suiton y Ninjutsu

Las formas de entrenamiento en el agua proporcionan, además de una refrescante forma de entrenar en verano, una visión muy diferente de lo que es la utilización de nuestro cuerpo y de las armas con respecto al uso que podemos hacer de ellas en tierra firme.
El Suiton jutsu corresponde a una de las cinco formas de ocultación-evasión-infiltración (Gotonpo) practicadas por el shinobi.

La creatividad del ninja destacó, más que en ningún otro arte, en el desarrollo de formas y artefactos que le hicieran disponer lo más cómodamente posible del líquido elemento. Entre los numerosos los ingenios que permitieron al ninja atravesar masas y corrientes de agua en las oscuras noches, así como traspasar los fosos de los castillos, uno de los artefactos más curiosos sería el denominado Mizugumo o “araña de agua”.

 

Este dispositivo consistía en cuatro bolsas de aire que estaban hechas con piel de caballo y recubiertas con piel de conejo, las cuales se unían a otra central. El ninja iría sentado sobre esta última, mientras que el resto de bolsas le otorgaban la estabilidad y flotabilidad necesaria para desplazarse por el agua.
Existían otros prototipos de Mizugumo más perfeccionados que permitían al ninja ir de pie equilibrándose con ayuda de una pértiga o un remo de bambú (shinobi kai). En otras ocasiones se empleaban dos de estos artefactos, uno para cada pie, proporcionando mayor estabilidad aún. Además, las bolsas de aire podían ser sustituidas por madera ligera.

Estos dispositivos se utilizaban para vadear fosos, lagos y también zonas pantanosas y ciénagas que, de otra forma tendrían que ser rodeadas.

De la misma forma, el ninja diseñó los Ukidaru (Taru ikada, Taru bune), o embarcaciones-tonel, que consistían básicamente en unos cubos de madera, embreados en su interior para impermeabilizarlos y que servirían supuestamente para atravesar aguas tranquilas de escasa profundidad.

También hacían uso de embarcaciones individuales:
- Ikada (balsas): Take ikada (balsa de bambú), Kameikada
- Fune (botes): Shinobi bune, Kyobako fune, Hasami bune (Tatami bune (embarcaciones plegables), Tsugi bune, etc).

Algunas de estas embarcaciones eran desmontables para facilitar su transporte fuera del agua, e incluso se diseñó un prototipo de submarino (Ryu O Sen) que permitía al ninja permanecer cierto tiempo sumergido en el agua.

El remo shinobi (Shinobi kai) era plegable, fabricado con bambú, y podía ocultar en su interior un peso (fundo), transformándose en un arma de combate.

El Takezutsu (tubo de bambú), llamado también Mizuzutsu, Suizutsu o Shinodake, es una de las tres armas o herramientas básicas de la tradición Togakure ryu Ninpo Taijutsu, y permitía permanecer oculto bajo el agua, infiltrarse o pasar desapercibido en determinadas misiones que se les encomendaba. Mediante un trozo de bambú de hasta 1,20 m de longitud se podía respirar durante largo tiempo sin salir a la superficie.

 

Cuando el ninja se sumergía en zonas de fuertes corrientes podía utilizar el sageo del Shinobigatana para asegurarse a una roca o a un tronco sumergido. Por otra parte, el ninja tenía una formación específica en el medio acuático y de esta forma su entrenamiento (Suiren) se basaba en la asimilación de diversas formas de natación como el Senpei Suieiho
(método de nadar en abanico llano), que era la forma básica de progresar en el agua sin hacer ruido.

El Onshin Suiton (ocultación en el agua) se utilizaba para camuflarse en territorio enemigo dentro del agua, escondido entre o bajo hierbas, ramajes que se mantendrían en el agua (como arrastrados por la corriente), vegetación de las orillas, progresando hacia distintas coberturas sobre o bajo el agua. Utilizando pellejos de animales a modo de las modernas botellas de submarinismo, podría sumergirse durante cierto tiempo bajo el agua, atravesando fosos y otras masas de agua sin ser vistos.

Para la natación rápida, el ninja fue un adelantado a su tiempo con la fabricación de las aletas (Mizukaki), similares a las actuales, si bien sus formas natatorias estuvieron siempre relacionadas con el sigilo y la ocultación.

Algunas técnicas atribuidas a la Escuela Togakure ryu son:
- Tachi oyogi: natación vertical. Útil por ejemplo para el combate con espada dentro del agua.
- Nukite: método de natación rápida.
- Aori Hira Noshi: desplazamiento silencioso en el agua.
- Ho Baku Oyogi: sistema de natación atado (forma de escape)
- Doku Mizu
- Gi Hen Kaku Ran No Ho
- Mizu Gumo: utilización de la “Araña de agua” para desplazarse en aguas someras.
- Sui Chu Ki: método de ocultación y respiración bajo el agua (utilización de mizuzutsu).
- Nage waza, Kansetsu waza: taijutsu aplicado en aguas poco profundas (lanzamientos, luxaciones).

http://www.youtube.com/watch?v=CN7Ls6kjAss&feature=youtu.be

 

Fuente: Texto encontrado en Internet, recopilado por César Martínez M. de Mercado y María del Carmen Oviedo Gómez, al parecer alumnos de Bujinkan Collado Dojo o de alguno de sus grupos. No ha sido posible encontrar una forma de contacto directo con ellos para solicitarles el permiso para publicarlo en este blog.

 

Suiton Jutsu
suiton_jutsu.pdf
Documento Adobe Acrobat 3.4 MB